EXPLAYANDOSE.......
Por una expansion de la conciencia.


Inicio


Acerca de
Suscríbete al blog

Categorías
General [105] Sindicar categoría
Advertencia legal. [1] Sindicar categoría
Antiguos astronautas,vida extraterrestre en el pasado. [18] Sindicar categoría
Astrologia. [1] Sindicar categoría
Audios,podcasts [12] Sindicar categoría
Autoayuda. [9] Sindicar categoría
Ayudas [27] Sindicar categoría
Barbaries de las religiones. [1] Sindicar categoría
Ciencia [245] Sindicar categoría
Conspiracion. [195] Sindicar categoría
Crecimiento personal. [20] Sindicar categoría
Curiosidades. [1] Sindicar categoría
Cursos. [4] Sindicar categoría
Definiciones. [8] Sindicar categoría
E.F.T. [5] Sindicar categoría
Ecologia,cambio climatico... [43] Sindicar categoría
Energias planetgarias,mes mes.: [9] Sindicar categoría
Enigmas. [46] Sindicar categoría
Entrevistas. [28] Sindicar categoría
Espiritualidad [27] Sindicar categoría
Fisica cuantica [11] Sindicar categoría
INDIOS HOPI [5] Sindicar categoría
KABALAH [29] Sindicar categoría
Las 7 grandes leyes mentales. [1] Sindicar categoría
Ley de atraccion. [20] Sindicar categoría
Libros [69] Sindicar categoría
Los 7 principios universales. [7] Sindicar categoría
Luna. [6] Sindicar categoría
Metafisica. [7] Sindicar categoría
Minerales,gemas,piedras... [1] Sindicar categoría
Numerologia [2] Sindicar categoría
O.V.N.I.s [120] Sindicar categoría
Origenes,historia: [27] Sindicar categoría
Otros [82] Sindicar categoría
Profecias. [13] Sindicar categoría
Reiki. [21] Sindicar categoría
Salud. [103] Sindicar categoría
Sociedades secretas. [14] Sindicar categoría
Sueños [8] Sindicar categoría
Tierra hueca [2] Sindicar categoría
Videos [147] Sindicar categoría
Videos relax. [6] Sindicar categoría

Archivo
Julio 2009 [10]
Junio 2009 [98]
Mayo 2009 [95]
Abril 2009 [126]
Marzo 2009 [140]
Febrero 2009 [77]
Enero 2009 [57]
Diciembre 2008 [39]
Noviembre 2008 [71]
Octubre 2008 [75]
Septiembre 2008 [60]
Agosto 2008 [35]
Julio 2008 [26]
Junio 2008 [32]
Mayo 2008 [41]
Abril 2008 [57]
Marzo 2008 [72]
Febrero 2008 [30]
Enero 2008 [91]
Diciembre 2007 [88]
Noviembre 2007 [86]
Octubre 2007 [72]

Sindicación (RSS)
Artículos
Comentarios

 


11 de Noviembre, 2007


EL KARMA EN NUESTRAS VIDAS

EL KARMA EN NUESTRAS VIDAS.


El karma no implica castigo ni fatalidad. De hecho, estamos disfrutando o padeciendo por nuestras acciones del pasado, ya sea de ésta o de otra vida. Todo pensamiento produce efectos que recaen sobre nosotros, ya sea como bendiciones, como golpes o como pérdidas, dependiendo del móvil causativo del pensamiento original.

Clásicamente, se ha considerado al karma con una visión fatalista. Se lo ha visto como algo inexorable, ineludible, que el hombre debía aceptar con resignación. Sin embargo, a medida que vamos adquiriendo una nueva conciencia, podemos entender el karma de una manera totalmente diferente.

Ahora podemos ver el karma como una oportunidad de aprendizaje y no de castigo. Es necesario volver a los orígenes de esta palabra para comprender su verdadera dimensión.

La palabra karma es de origen sánscrito y en realidad se pronuncia kárman y está compuesta por dos sílabas: kar y man. La sílaba man significa pensador y es el origen de la palabra inglesa man para hombre. La sílaba kar es la raíz del verbo hacer y, por extensión, quiere decir acción, actividad. De donde kárman significa, entonces, la acción, la actividad del pensador. Y la actividad fundamental y característica del pensador es pensar.

La acción del pensador es pensar, y su resultado son los pensamientos. Ahora bien: cada pensamiento es una fuerza, una energía que se pone en movimiento. Por el principio de acción y reacción, sabemos que la acción de una fuerza genera otra de la misma intensidad y en sentido contrario.

Acción y Reacción

Y llegamos así al concepto básico y fundamental del karma:

Todo pensamiento o acción generado por el hombre-pensador vuelve sobre sí mismo.

Igual que un boomerang, las fuerzas que nosotros mismos ponemos en movimiento, ya sea con el pensamiento o con nuestras acciones, tarde o temprano vuelven sobre nosotros mismos. Aquí no hay castigo, aquí no hay fatalidad. De hecho, estamos disfrutando o padeciendo por nuestras acciones del pasado, ya sea de ésta o de otra vida. Todo pensamiento produce efectos que recaen sobre nosotros, ya sea como bendiciones, como golpes o como pérdidas, dependiendo del móvil causativo del pensamiento original. En la medida en que comenzamos a comprender las cosas que nos suceden, como viniendo de nosotros mismos, aceptando la responsabilidad que nos toca en el origen de ellas, comenzamos a tener un mayor control sobre nuestro destino. Si seguimos creyendo que las cosas simplemente nos pasan por azar o por mala suerte; si seguimos viendo a los otros como los causantes de nuestras desgracias, el karma seguirá actuando en contra de nosotros. Aceptar la posibilidad de que, en algún momento del pasado, yo fui el generador de lo que me está sucediendo, hace que la fuerza se equilibre y se detenga en su accionar.

Karma vs. Sabiduría

Los grandes maestros enseñan que la sabiduría borra el karma. El karma sigue actuando en tanto y en cuanto se siga repitiendo la misma actitud, sin pensar, sin despertar. En el momento en que acepto mi responsabilidad, comienzo a ser dueño de mi karma. Si estoy viviendo una situación difícil y dolorosa, si dentro del dolor puedo preguntarme: ¿qué estoy tratando de aprender con esto? o ¿qué habré hecho antes para estar pasando por esta situación?, si comprendo para qué estoy atravesando por esta experiencia, a partir de allí, mi vida se modificará.



En realidad, desde el punto de vista kármico, lo que ocurre no es importante, es anecdótico. Lo esencial es cómo reaccionamos frente a lo que nos pasa. Eso es lo que indica el nivel de conciencia alcanzado. Al aceptar la responsabilidad de mis acciones pasadas, comienzo a generar un karma diferente, comienzo a manejar mi destino más libremente.

Aquí conviene introducir un nuevo concepto: la idea de la reparación o de la rectificación de acciones.

Reparación del Sufrimiento

No hay castigo. El castigo no trae provecho a nadie. Dios, o la Energía Creadora, no se benefician en absoluto con nuestro dolor y sufrimiento. Lo que se espera de nosotros es que rectifiquemos o reparemos nuestras acciones pasadas. Si alguna vez ocasionamos algún dolor o algún perjuicio a alguien, no es necesario pasar por lo mismo. Ser maltratados no borrará el dolor a la persona que se lo causamos. Pero lo que sí podemos hacer, es reparar el resultado de nuestra acción. Si hemos hecho sufrir, podemos reparar ese sufrimiento contrarrestándolo con una actitud de servicio, ayudando o sirviendo a quienes hemos perjudicado. Si una persona fue un criminal en otra vida y mató a varios individuos, ¿cuántas veces tendría que ser matada para pagar su deuda kármica? Necesitaría muchas vidas inútiles para ello. Sin embargo, puede llevar a cabo una vida digna y provechosa, si acepta realizar acciones de servicio en favor de aquéllos a quienes mató en otra vida. El sufrimiento y el dolor aparecen cuando nos negamos a aceptar nuestra responsabilidad y a ayudar a aquéllos a quienes hemos perjudicado en una vida anterior. Es ahí, entonces, cuando las fuerzas del karma entran en acción y nos empujan a situaciones similares a las cometidas por nosotros mismos, para que experimentemos el dolor en carne propia y así no volvamos a repetirlo con nuestros semejantes. Todo es aprendizaje. Las situaciones las vivimos como castigo cuando nos negamos, a aprender. Entonces aparecen el dolor y el sufrimiento.

Recuerdo que en su visita a nuestro país, Su Santidad el XIV Dalai Lama, dijo en una de sus charlas: "El propósito de la vida humana es la felicidad y la alegría". Y así es. En realidad podemos ser felices, el sufrimiento no es obligatorio. Si no somos felices es porque nosotros mismos, con nuestras acciones, con nuestro empecinamiento, nos quitamos la posibilidad de serlo.

Edgar Cayce decía que el alma siempre dispone de una alternativa: la Ley de la Gracia. Puede liberarse de las deudas acumuladas, dedicándose generosamente a hacer el bien a quienes son todavía más desgraciados.

Karma y Cabalá

También encontramos el concepto de reparación en la cabalá hebrea. En hebreo existe un término equivalente a karma: tikún. El tikún es el trabajo de corrección que debe hacer un alma encarnada sobre sus acciones pasadas. Cada uno viene a la vida física con un tikún determinado. Cada uno viene a realizar su trabajo de corrección de acciones pasadas. A veces, este trabajo suele ser un poco pesado, pero también tenemos a nuestro alrededor seres que nos acompañan y nos ayudan en este trabajo de corrección. Nuestros padres, abuelos, maestros amigos o pareja están para ayudarnos y nosotros para ayudarlos a ellos; en este trabajo de corrección de nuestros errores del pasado. De modo que cada uno está cumpliendo su tikún o su karma, como se prefiera.

Corregir, reparar el efecto de nuestras acciones pasadas. De eso se trata. No hay castigo, no hay nadie allá arriba señalándonos con el dedo. Todo lo que se nos pide es que corrijamos nuestros errores, que reparemos el dolor o la ofensa causada a un semejante. Somos tan responsables de nuestro sufrimiento como de nuestra felicidad. Si aceptamos efectuar tareas de servicio en favor de aquéllos a quienes hemos lastimado, podremos ser felices. Si, por el contrario, por orgullo, por soberbia, nos negamos a dicha tarea, no tendremos más remedio que sufrir, por cuanto nuestros ofendidos de ayer querrán cobrarse su deuda hoy. Y no lo hacen por maldad. Simplemente es la reacción a la fuerza que nosotros mismos pusimos en movimiento con nuestra acción primitiva. Así funciona el karma. Es una concatenación de causas y efectos. Si a la ofensa se responde con la ofensa, sobrevendrá una ofensa mayor, y así sucesivamente, hasta que uno de los contendientes reaccione, despierte, tome conciencia, pida disculpas y perdone. En ese preciso instante se detiene la rueda del karma. Por eso Jesús enseñaba: "Si te dan una bofetada, pon la otra mejilla". Porque reaccionar a la ofensa significa entrar en la rueda del karma con todas sus dolorosas consecuencias. Y en este momento, me viene a la mente otra coincidencia de la cabalá, por cuanto en hebreo, el término correspondiente para reencarnación es guilgul neshamot, que significa ruedas de un alma, y no es otra cosa que la rueda del karma de los hindúes.
Dr. José Luis Cabodi

Por david_kether - 11 de Noviembre, 2007, 2:07, Categoría: Otros
Enlace Permanente | Comentar | Referencias (0)

El cultivo de una individualidad sana:poner límites.

El cultivo de una individualidad sana:poner límites.

Para ser Uno con Todo, como expresa la Filosofía Perenne, primero es necesario ser uno con uno mismo...

        Ser invadido. Ser usado. Ser manipulado. Dar de más. Cargar con problemas que no son propios. Confundir “disculpar” con “permitir que nos sigan agraviando”. Ser humillado. Ser abusado. Volver a ser abusado. Negar que se está siendo abusado...

        Es claro que muchas personas tienen dificultades psicológicas para poner límites. Y también que estas dificultades suelen darse muy marcadamente entre aquellos que aspiran a ejercer valores superiores: quienes están movidos por un impulso de búsqueda hacia lo Trascendente, o bien quienes podríamos definir globalmente como “personas de buena voluntad”, que prestan atención a factores como la solidaridad, la amabilidad, la confianza en el otro, la tolerancia, el ejercicio de la compasión, etc..

        Quisiera expresar algunas observaciones al respecto de este tema, -a sabiendas de que abordarlo en profundidad requeriría de una revisión personalizada, autorreferida, que permitiera investigar cuáles de estos conceptos se aplican a la propia persona, y cuáles no, tarea que dejaré en manos de cada lector-. No es mi intención ofrecer recetas de ningún tipo, ya que se trata de una problemática sumamente delicada, y cada persona debe encontrar su propio buen proceder según el caso. Pero ojalá que estas breves referencias sean de utilidad para promover la autoobservación y la reflexión sensible acerca de este punto. (Y también quiero aclarar que me voy a focalizar particularmente en lo que hace a vínculos entre adultos, pues abordar el tema de fijar límites en la crianza requeriría de otros parámetros que hoy obviaré.)

        Diría también que, tomando como encuadre de estos comentarios el enfoque de la Psicología Transpersonal, la verdadera autorrealización trascendente requiere una revisión profunda de nuestra capacidad de poner límites, pues ser uno mismo sanamente, auténticamente, implica tener claras las fronteras entre uno y los demás, y ser capaz de expresar claramente la negación a que se vulneren inaceptablemente esas fronteras. “Ser capaz” significa que la persona tendrá habilitada en su interior la potestad de elegir no poner límites ante determinada situación, si así lo decidiera por cualquier razón. Pero se tratará en este caso de una elección consciente, y no de una incapacidad neurótica para hacerlo.

        ¿Cómo saber si el individuo se está engañando sobre este punto? No siempre es fácil determinarlo, pero digamos que, generalmente, quien ha desarrollado la capacidad de poner límites lúcidos...

  • propende a establecer y mantener vínculos saludables, sin concesiones insanas;
  • se ve menos expuesto a situaciones de abuso psicológico, de invasividad, de manipulación;
  • si circunstancialmente cae en este tipo de trampa, se da cuenta con rapidez y puede correrse de ese vínculo con igual prontitud, o bien pautar los límites necesarios.

        Muchas son las causas por las cuales determinada persona puede
tener una disfunción que le impida poner límites claros. Citemos algunas de las más importantes:

  • Actitud complaciente por necesidad de ser querido, o al menos de no ser rechazado.
  • Apego hacia la persona con la cual se experimenta dificultad de poner límites, de modo que se siente que si se ejerce esa potestad se rompería el vínculo “por su culpa”.
  • Interpretación neurótica del concepto de “compasión” o “bondad” y, con ello, temor culposo a que si se pone límites se es “malo”, “egoísta”  o “injusto”.
  • Desconfianza respecto del propio criterio de realidad: “¿Estaré siendo justo?” “¿Está abusando de mí, o tiene razón en lo que exige?” “¿No estaré exagerando?”. Con ello, temor a equivocarse.
  • Búsqueda neurótica de la confirmación externa de una creencia fatal: que uno no vale nada, que sólo merece humillación y abuso como único patrón vincular. (Con frecuencia esto implica repetir en nuestros vínculos adultos modalidades afectivas tóxicas con las que fuimos malnutridos afectivamente desde la niñez.)
  • Temor a que la persona a quien se le pone límites le adjudique a uno el rol de victimario (sumamente ingrato, por cierto... pero que a veces es el precio que se debe aceptar para poder desbaratar un circuito vicioso de vulneración de fronteras interpersonales).
  • Aunque suene amargo, cierta disposición neurótica a, por el contrario, buscar el rol de víctima: si suspendo el ejercicio de mi capacidad de poner límites, sin duda lograré que el otro me ubique en tal condición. Y desde esa disposición neurótica, ser una víctima suele identificarse con “ser una persona sacrificada”, “inmolarse en nombre del servicio hacia el otro”, “ser demasiado bueno o ingenuo para este mundo”, “ser excesivamente espiritual en una sociedad tan vil”... Es decir, dibujar una imagen ante sí mismo que plantea una dignidad impropia de la situación real. Cuando esto se da, hay una exacerbación de distintos mecanismos de defensa que llevan a justificar tanto la actitud del otro (por qué vulnera mis límites abierta y repetidamente) como la propia (por qué permito una y otra vez que esto suceda). Esta disposición neurótica puede ser tan pertinaz que lleve a que un individuo, una vez disuelto el vínculo con determinado “victimario”, se las ingenie para conseguir un nuevo y flamante abusador. Terapia? Urgente!...
Confluencia: perderse en el otro

        La incapacidad de poner límites lúcidos implica que en el psiquismo se han difuminado las fronteras que enmarcan la propia identidad. Y estas fronteras son indispensables para la salud psicoespiritual. En el plano de lo Transpersonal “todos somos Uno”. Pero en el nivel de lo terrenal esa verdad trascendente requiere de una claridad meridiana que permita discernir “Yo” / “el Otro”. Éso es lo que significa tener un Ego bien constituido. Y es claro que será imposible, en el viaje hacia lo Transpersonal, “trascender” un Ego que no se tiene. Esta circunstancia sólo es viable en una espiritualidad meramente imaginaria.

        La disfuncionalidad que implica perderse en el otro recibe un nombre técnico muy apropiado: confluencia. Tal como un río es indiscernible de aquél sobre el cual ha vertido sus aguas, la persona que confluye en el psiquismo de otra está vivenciando un vínculo que, de algún modo, es inexistente. ¿Por qué? Porque para que un vínculo exista hacen falta por lo menos dos individuos. Confluenciar implica que al menos uno de ellos desapareció en el otro.

        Cuando una persona confluencia experimenta los siguientes signos/síntomas:

  • Pierde contacto con lo que quiere, con lo que le gusta, con lo que sustenta sus decisiones, pues todos estos factores han sido reemplazados por la voluntad o el deseo del otro, aún en las cosas más sencillas.
  • Manifiesta angustia e inseguridad al decir “NO”. El “NO” nos discierne, nos recorta, nos crea como individuos. Para SER es tan importante saber decir “SÍ” como poder ejercer la capacidad de decir que “NO”. (Nada confiable es la persona incapaz de decir que no: la mayor parte de sus “síes” serán una mentira, -aún sin quererlo-, cimentada en la sobreadaptación.)

        La persona confluenciante necesita entrenar su capacidad de poner límites y de reconocer qué quiere y qué no. Sólo así podrá perfilar su verdadera identidad, y convertirse en un individuo. Y sólo así podrá establecer vínculos sanos. Si me pierdo en el otro, si asumo tareas que no me corresponden, si permito que alguien viole mi individualidad, no sólo estaré generando enfermedad intrapsíquica, sino también una enfermedad vincular difícil de sanear. (Quien tiende a poner límites en exceso y agresivamente, por supuesto, también encarna una disfunción psicológica. Pero eso será tema para otra oportunidad...)

La práctica de la diferenciación

        Cuando todos estos factores son observables en uno mismo, será entonces necesario encarar una práctica intencional de puesta de límites (lo cual a veces puede hacerse autónomamente, y en otros casos requerirá de ayuda terapéutica).

        Este ejercicio será indispensable aunque la persona se equivoque en ese proceso de aprendizaje (lo cual es muy esperable que suceda, sobre todo al principio, pues todos solemos equivocarnos en aquello en lo cual aún no somos muy diestros). Creo que, no obstante, es mejor equivocarse en función del propio criterio para poner un límite, que creer que se acierta en base al criterio del otro. Quizás en su exploración de cómo poner límites vaya cometiendo yerros: tal vez los ponga en exceso, o con demasiada frecuencia, o con la persona equivocada, o muy tímidamente, o con malos modos... No importa. Es parte del aprendizaje. Habrá que revisar el día a día para ir haciéndolo cada vez mejor. En esa práctica será necesario tener en cuenta ante cada instancia de la vida, por mínima que sea (y sobre todo si hay un otro en juego):

  • ¿Qué quiero YO? (Ya sea que elija seguir ese querer, o que, por el contrario, elija conscientemente ceder a veces en mi deseo para dar lugar al otro.)
  • ¿Qué me hace mal (o sea, que NO quiero)?
  • ¿Cuál es el modo en que necesito expresar esto poniendo un límite YA? (Con palabras, con una acción, con silencio, apartándome, con mayor o menor intensidad...)
  • Estar atento a si buscamos “poner algodones” al límite (dar explicaciones, disculparse, justificarlo...). A veces un límite suave, (amable, conversado, convenido), será eficaz. Pero muchas otras sucederá que el único límite viable sea el que resulte terminante, impenetrable, como un cartel bien legible que dice “NO PASARÁS”. Aunque cueste, aunque angustie, aunque a uno mismo le duela... (Como lo describe el I-Ching en su hexagrama “La Mordedura Tajante”: para ser justo hay que saber poner límites firmes. Y ser justo implica serlo también para consigo mismo...)

        Los dos primeros puntos suelen requerir inclusive una revisión somática, dado que nuestro cuerpo nos avisa cuándo el NO está pulsando desde nuestras entrañas: contracturas, palpitaciones, disfunciones orgánicas, espasmos, o aun una vaga inquietud... La persona que no sabe poner límites lúcidos con frecuencia ha anestesiado la autopercepción de estos signos somáticos, y necesita re-habilitarla conscientemente. 

        Y algo más: si no pongo los límites que es necesario establecer, quizás sin darme cuenta estaré faltando a principios éticos esenciales: si me dejo abusar, estoy colaborando para que exista un abusador. Si me dejo usar, estoy cooperando con la comodidad o la negligencia del otro.

        Otro aspecto ético que es necesario tener en cuenta es que parte de nuestra obligación existencial es cuidar de nosotros mismos. Si no lo hacemos, malogramos el sentido y la dirección esencial de nuestra vida. Aún más: en un sentido Transpersonal, cada uno de nosotros podría definirse como portador de una porción de lo Sagrado que viene a este mundo a vivir la experiencia humana (como decía Teilhard de Chardin). Cada uno de nosotros es un templo. Como tal, es parte de nuestro deber defender a ese templo de todo aquello que pueda profanarlo (y dejarse abusar sin duda lo es).

        En síntesis: poner límites lúcidos debe ser una función de la conciencia que evoluciona hacia la sabiduría. Y sólo puede experimentar la Unidad con todo lo que existe quien puede vivenciarse a sí mismo con nitidez. Aunque todo este proceso, a veces, cueste caro, vale la pena, sin duda. VALE LA PENA!

Por david_kether - 11 de Noviembre, 2007, 1:46, Categoría: Crecimiento personal.
Enlace Permanente | Comentar | Referencias (0)

La Autoestima: la mejor forma de apreciarse a si mismo

La Autoestima: la mejor forma de apreciarse a si mismo.

Ya hemos hablado en otras entradas de la Autoestima: está presente en la ansiedad, en la envidia, en la depresión, en los celos, en tantas y tantas cosas de las que hemos hablado que merece la pena hacer un apartado específico para ver como funciona y como podemos utilizar una mejora de ella para mejorar en otros muchos aspectos.

Es el concepto que tenemos de nuestra valía y se basa en todos los pensamientos, sentimientos, sensaciones y experiencias que sobre nosotros mismos hemos ido recogiendo durante nuestra vida; creemos que somos listos o tontos, nos gustamos o no. Los millares de impresiones, evaluaciones y experiencias así reunidos se conjuntan en un sentimiento positivo hacia nosotros mismos o, por el contrario, en un incómodo sentimiento de no ser lo que esperábamos.

En psicología, la autoestima o autoapreciación es la opinión emocional profunda que los individuos tienen de sí mismos, y que sobrepasa en sus causas la racionalización y la lógica de dicho individuo. El término suele confundirse con el término coloquial ego, que referencia en realidad a la actitud ostensible que demuestra un individuo acerca de sí mismo ante los demás, y no la verdadera actitud u opinión emocional que éste tiene de sí.
La autoestima se basa en los pensamientos, sentimientos, sensaciones y experiencias que tenemos a lo largo de nuestra vida.

Las debilidades de autoestima afectan la salud, las relaciones y la productividad, mientras que su robustecimiento potencia en la persona global, es decir, su salud, su adaptabilidad social y sus capacidades productivas.

¿Porqué es tan importante?
El autoconcepto y la autoestima juegan un importante papel en la vida de las personas. Los éxitos y los fracasos, la satisfacción de uno mismo, el bienestar psíquico y el conjunto de relaciones sociales llevan su sello. Tener un autoconcepto y una autoestima positivos es de la mayor importancia para la vida personal, profesional y social. El autoconcepto favorece el sentido de la propia identidad, constituye un marco de referencia desde el que interpretar la realidad externa y las propias experiencias, influye en el rendimiento, condiciona las expectativas y la motivación y contribuye a la salud y al equilibrio psiquicos.

¿Cómo se desarrolla la autoestima?
El concepto de la autoestima se desarrolla gradualmente durante toda la vida, empezando en la infancia y pasando por diversas etapas de progresiva complejidad. Cada etapa aporta impresiones, sentimientos e incluso, complicados razonamientos sobre el Yo. El resultado es un sentimiento generalizado de valía o de incapacidad. En la Infancia las valoraciones que hacen nuestros padres/madres y los adultos sobre nuestro aspecto, sobre nuestro desempeño, la valoración que hacen los amigos/as sobre nuestro éxito o nuestra imagen cuando somos más jóvenes nos refuerzan la autoestima o nos la tiran por los suelos. Sirva como ejemplo las comparaciones que a veces utilizan los padres con los niños/as sobre sus iguales para ofrecer un modelo de niño/a "más positivo" que el propio lejos de mejorar la situación empeora la misma ya que genera una importante bajada de autoestima y el rechazo a la otra persona con la que se nos compara.
En general, las experiencias positivas y relaciones plenas ayudan a aumentar la autoestima. Las experiencias negativas y las relaciones problemáticas hacen que disminuya la autoestima.

Pincha aqui más adelante y verás el video donde se ve claramente como desde la infancia se puede demoler la posibilidad de tener una autoestima alta:









La importancia de tener una autoestima elevada
Sentirse bien con uno mismo facilita:

->Enriquecer su vida: Tener gente feliz a su alrededor es una cosa apreciada. Siendo feliz podrá encontrar más amigos. Sintiendose mejor consigo mismo y siendo más abierto, establecerá relaciones más estrechas.

->Aceptar los retos: Cuando ud. tiene una autoestima alta no tendrá miedo de desarrollar sus habilidades. Querrá arriesgarse y probar cosas nuevas. Si no prueba, no podrá madurar.

Algunos efectos comunes de una baja autoestima

->Falta de confianza en sí mismo

->Bajo rendimiento

->Visión distorsionada de uno mismo y de los demás

->Una vida personal infeliz




Con una autoestima elevada Ud. podrá:

->Ser la persona que quiere ser->Disfrutar más de los demás

->Ofrecer más de sí mismo al mundo

->Mantener la confianza en sí mismo

->Permanecer tolerante

Cómo pensar de forma positiva sobre ud. mismo/a
Haga lo posible por ser su mejor amigo. Esto significa darse a sí mismo/a:
->Aceptación: Identifique y acepte sus cualidades y defectos.
->Ayuda: Planee objetivos realistas.
->Tiempo:Saque tiempo regularmente para estar solo/a con sus pensamientos y sentimientos.

->Aprenda a disfrutar de su propia compañía.

->Credibilidad: Preste atención a sus pensamientos y sentimientos. Haga aquello que le hace sentir feliz y satisfecho/a.

->Ánimos: Tome una actitud "puedo hacerlo".

->Respeto: No trate de ser alguien más. Este orgulloso de ser quien es.

->Aprecio: Prémiese por sus logros, los pequeños y los grandes. Recuerde que sus experiencias son únicamente suyas. Disfrútelas!

->Amor: Aprenda a querer a la persona tan única que es Ud. Acepte sus éxitos y fallos.

Preguntas y respuestas que nos hacemos sobre la autoestima...

- ¿ Es fácil cambiar la autoestima ? No. Porque significa darse un vistazo profundo a uno mismo, y entonces cambiar las cosas que no le gustan. Esto lleva su tiempo, pero los resultados valen el esfuerzo. Si Ud. lo ha intentado pero no ha hecho ningún progreso, considere la posibilidad de pedir ayuda a un consejero.


- ¿ Garantiza la autoestima elevada el éxito ? No. Pero garantiza el que Ud. se sentirá bien consigo mismo y con los demás. No importa lo que pase.

- ¿ Puedo ayudar a otros a sentirse mejor consigo mismos ? Sí. Haga que sus actitudes positivas lleguen a los demás ofreciéndoles coraje y animándoles. Ayúdeles a abrirse. No los infravalore. Sea paciente con sus fallos y debilidades (todo el mundo las tiene).

- ¿ La autoestima elevada significa egoísmo? No, no es egoísmo o esnobismo. Estos son sentimientos falsos de inseguridad y baja autoestima. Tener una autoestima alta es apreciar su individualidad de manera que pueda responder a los demás de una manera positiva y productiva.

ASI ES QUE...APRENDA A PENSAR POSITIVAMENTE SOBRE UD. MISMO/A:
>Tenga aprecio a su individualidad

>Ayúdese a desarrollar su talento y sus habilidades

>Dese ánimos cada vez que los necesite

>Crea en su propios juicios

>Quiérase a sí mismo

Cambia esto -------------------------------------------> Por esto

No puedo hacer nada bien------------------- Puedo hacer algunas cosas bien (ponga su ejemplo)

Nadie quiere ser mi amigo------------------- Puedo ser amigo de alguien

Algunas veces soy un estúpido--------------- Conozco muchas cosas sobre el tema que se trata

¿Que pasará si a nadie le gusta mi proyecto?-- Estoy muy orgulloso de mi proyecto...

No te preocupes tanto de lo que la gente piense de ti. En vez de eso, ¡¡decide lo que piensas tú de ellos!!.Las preguntas que nos hacemos cuando vamos a conocer gente nueva ¿Qué pensará de mí? ¿Le gustaré? ¿Creerá que soy tonto? ¿Aburrido?, son el tipo de pensamientos que nos ponen nerviosos, nos vuelven impotentes, tímidos o avergonzados. Tú puedes elegir cambiar esa manera de pensar. Pregúntate: ¿Qué pensaré de ellos? ¿Simpatizaré con ellos? ¿Serán interesantes?, de esta manera tú tienes igual poder y no sientes vergüenza. Sigue siendo tú mismo
->Recuerda que la persona que eres ya es bastante buena. Debes estar contento y orgulloso de la persona que eres.

->Nunca jamás cuestiones tu valía básica como ser humano.

->Trátate como a una persona valiosa

->Cada ser humano es valioso, eso te incluye a tí. Elógiate bastante, no tan solo por lo que haces sino por lo que eres y por como vives tu vida.

->No te culpes cuando las cosas van mal en la vida

->No aceptes ninguna culpa que otros traten de echarte, esto incluye los adultos. Recuerda, tú eres el responsable de tu propia conducta y de tus propios sentimientos.

->Puedes esperar cometer errores

->No te compares con otras personas

->El ser humano tiene derecho a cometer errores, eso te incluye a tí!

Las contínuas comparaciones son un hábito difícil de romper. Nuestra cultura nos enseña a comparar continuamente. Los padres comparan a su hijos. Las escuelas a sus alumnos. Pero recuerda que tú eres diferente y especial. No hay nadie en el mundo exactamente como tú.

Ejercicios para mejorar la autoestima
->Haz tus listas de felicidad (un listado de temas a realizar y que te hacen más feliz) y de yo lo hice (reflejando en la lista aquellas que ya has hecho) , y eso hazlo todos los días, al comenzar y finalizar el dia. Esto te ayudará a coleccionar y almacenar buenos sentimientos y autoestima. ->Escribe seis cosas buenas que hacer para ti mismo, pero sólo para ti mismo.

->Escoge algo que hacer sólo por gusto. Después, en dias sucesivos, hazlo cada vez que puedas. ->Hazte un "regalo" todos los días.

->Perdónate por algo que hiciste en el pasado.

->Todos los días haz como mínimo una cosa que sea buena para tu cuerpo.

->Todos los días haz como mínimo una cosa que sea buena para tu cerebro.

->Encuentra un adulto en quien puedas confiar y con el que puedas hablar.

->Sal y camina, juega en los columpios, construye, dibuja, haz el payaso, no trates de ser perfecto.

->Escucha tu canción favorita, juega con el balón, haz deporte. Todos hemos hecho cosas que desearíamos no haber hecho. Todos hemos herido a alguien, pero no por eso hemos de sentirnos tristes, culpables o avergonzados. Utiliza tu mente haciendo rompecabezas o juegos mentales. Lee un buen libro.

Cuando se tratan de personas más jóvenes, especialmente en la Adolescencia, al afrontar su relación con el mundo exterior, el ser chico o chica produce temor algunas veces. Un adulto te puede ayudar a enfrentarte a tus temores. Cuando te sientes confuso, un adulto te puede contestar a algunas de tus preguntas. Escoge a alguien con quien te sientas seguro, que trate de entenderte. Esta es una de las mejores cosas que podrás hacer en tu vida por ti mismo.

Formas prácticas de mejorar la autoestima a través del pensamiento:La autoestima la podemos mejorar a través de los pensamientos....
1. Convierte lo negativo en positivo:Nunca pierdas las ganas de pensar en positivo, invierte todo lo que parezca mal o que no tiene solución:Pensamientos negativos"No hables""¡No puedo hacer nada!" "No esperes demasiado" "No soy suficientemente bueno"Pensamientos alternativos"Tengo cosas importantes que decir""Tengo éxito cuando me lo propongo""Haré realidad mis sueños""¡Soy bueno!"

2. No generalizar:Como ya hemos dicho, no generalizar a partir de las experiencias negativas que podamos tener en ciertos ámbitos de nuestra vida. Debemos aceptar que podemos haber tenido fallos en ciertos aspectos; pero esto no quiere decir que en general y en todos los aspectos de nuestra vida seamos “desastrosos”.

3. Centrarnos en lo positivo:En conexión con lo anterior, debemos acostumbrarnos a observar las características buenas que tenemos. Todos tenemos algo bueno de lo cual podemos sentirnos orgullosos; debemos apreciarlo y tenerlo en cuenta cuando nos evaluemos a nosotros mismos.
4. Hacernos conscientes de los logros o éxitos:Una forma de mejorar nuestra imagen relacionada con ese “observar lo bueno” consiste en hacernos conscientes de los logros o éxitos que tuvimos en el pasado e intentar tener nuevos éxitos en el futuro. Pida a los alumnos/as que piensen en el mayor éxito que han tenido durante el pasado año. Dígales que todos debemos reconocer en nosotros la capacidad de hacer cosas bien en determinados ámbitos de nuestra vida y que debemos esforzarnos por lograr los éxitos que deseamos para el futuro.

5. No compararse: Todas las personas somos diferentes; todos tenemos cualidades positivas y negativas. Aunque nos veamos “peores” que otros en algunas cuestiones, seguramente seremos “mejores” en otras; por tanto, no tiene sentido que nos comparemos ni que, nos sintamos “inferiores” a otras personas.

6. Confiar en nosotros mismos:Confiar en nosotros mismos, en nuestras capacidades y en nuestras opiniones. Actuar siempre de acuerdo a lo que pensamos y sentimos, sin preocuparse excesivamente por la aprobación de los demás.

7. Aceptarnos a nosotros mismos:Es fundamental que siempre nos aceptemos. Debemos aceptar que, con nuestras cualidades y defectos, somos, ante todo, personas importantes y valiosas.

8. Esforzarnos para mejorar:Una buena forma de mejorar la autoestima es tratar de superarnos en aquellos aspectos de nosotros mismos con los que no estemos satisfechos, cambiar esos aspectos que deseamos mejorar. Para ello es útil que identifiquemos qué es lo que nos gustaría cambiar de nosotros mismos o qué nos gustaría lograr, luego debemos establecer metas a conseguir y esforzarnos por llevar a cabo esos cambios.

A veces crearnos otra realidad artificialmente no es tampoco la solución...nos sume en otra realidad distinta y nos lleva a la enfermedad mental. Se trata de acercarnos a la realidad y a la percepción de los problemas tal y como nos surgen, pero sin tirarnos por tierra. A continuación vemos un video que sirve como ejemplo de lo que no tenemos que hacer...titulado "Lo que tu quieras oir"



Por david_kether - 11 de Noviembre, 2007, 0:56, Categoría: Crecimiento personal.
Enlace Permanente | Comentar | Referencias (0)




<<   Noviembre 2007  >>
LMMiJVSD
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30   

Enlaces
eGrupos
ZoomBlog

Links
Asociacion independiente para defender la salud
ayuda-psicologica
bibianabryson
bibliotecapleyades
chamanaurbana
concienciame
conspiracionredmagdala
cronicasubterranea
Cuaderno de agua
Cursos gratis
despiertateya
ecoportal
El mundo en accion
el-amarna
elproyectomatriz
escuadrondelaverdad
escuadrondelaverdad
espiritualidad y politica
exopolitica
genciencia
Guiadeprogramasderadioytvdemisterio
hordashispanicas.
http://wabbblalogia.blogspot.com/
Informacion clasificada.
La foto astronomica del dia.
mundosinguerras
noticiaserb,otre forma de ver el mundo.
nuevamedicinahamer
numerologiapractica
paleoastronautica
peterpetrellisite
plural-21
portal de la comunidad de los escuadrones por la verdad
Prueba documental.
Rafapal
Red de Prensa No Alineados
reflexoyquiromasaje
Revista digital angulo 13.
saludnaturismovegetariano
sanacionysalud.
sinhumos
skyfind
Sociedad alternativa
Terapias de sonido.
the-end-in-the-world
tnopala Un paseo multidimensional en la aventura Humana
WIKI conspiracion
www.rebelion.org

 

Blog alojado en ZoomBlog.com